Las empresas B abrieron una petición en Change.org para los gobiernos del G20

Teniendo en cuenta que líderes mundiales se reunirán para discutir nuestra economía global, la organización sin fines de lucro Sistema B, junto a The B Team, B Lab y GSG, realizaron un llamado a los Jefes de Estado del G20 para que reconozcan y aborden las siguientes temáticas: liderazgo mundial para el bien común y construcción de un futuro pacífico, sostenible e inclusivo, en línea con los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de las Naciones Unidas y el Acuerdo Climático de París.

Para lograr ésto, Sistema B junto con las otras tres organizaciones piden al G20:
Formar una comisión para el desarrollo de una economía de impacto positivo.
Crear Nuevas Formas Corporativas
Liderazgo a largo plazo

Además las empresas B abrieron una petición en Change.org para los gobiernos del G20

Aquí el link de la petición 

CARTA ABIERTA A LOS GOBIERNOS DE LAS NACIONES DEL G20

“Las empresas invitan a los líderes del G20 a liderar el cambio hacia una economía de impacto global”
Hoy, más de diez años después de la crisis financiera mundial, un grupo de líderes empresariales, emprendedores con propósito e inversionistas de impacto se están uniendo para llamar a los países del G20 a ayudar a construir un sistema económico que sirva a las personas y al planeta.
Nuestro sistema económico actual ha generado un progreso sin precedentes que se ha traducido en un aumento de la riqueza mundial, una mejora de la salud y la reducción de la desigualdad de género. Sin embargo, luego de décadas de priorizar el crecimiento del PIB por encima de la equidad social se ha dado lugar a niveles de desigualdad históricamente altos, con el 1% más rico de la población que posee dos tercios de la riqueza mundial; la destrucción del capital natural, con el último informe del IPCC que concluye que estamos cerca de alcanzar nuestro presupuesto de carbono de 1.5 ° C, y la disminución del capital social a través de la corrupción creciente, con 2 de cada 3 países en el mundo por debajo del 50 en el Índice de Percepción de la Corrupción (IPC), poniendo en juego la esencia misma de nuestra democracia y libertad.
Si nuestros sistemas económicos permanecen funcionando como están, estos indicadores clave de bienestar seguirán la trayectoria actual, impactando severamente nuestra frágil economía vigente.
Esta coalición sirve a más de 2,500 Empresas B de más de 60 países, líderes empresariales internacionales e inversores de todo el mundo. Estamos comprometidos a cambiar los flujos de capital globales hacia actividades que generen resultados netos positivos en términos sociales, ambientales y financieros.
Dado que ustedes, nuestros líderes mundiales, se reunirán este mes para discutir nuestra economía global, hacemos un llamado a los Jefes de Estado del G20 para que reconozcan y aborden la siguiente realidad:
SE NECESITA UN VALIENTE LIDERAZGO GLOBAL
Estamos ante un vacío de liderazgo mundial para el bien común. Existe una importante necesidad de rediseñar nuestro sistema económico y sus indicadores en torno a los valores que sirven a las personas y al planeta junto con las ganancias, en lugar de la maximización y especulación de las ganancias a corto plazo. Se requiere un cambio sistémico, en lugar de un cambio incremental.
LA CONFIANZA DEBE SER RECONSTRUIDA
Nuestro sistema económico actual, con fuerzas de mercado desenfrenadas y una falta de regulación para las fallas del mercado, ha llevado a ecosistemas defectuosos y un cambio climático catastrófico, a desigualdades masivas y a una consecuente pérdida de fe en los negocios, la gobernanza y los sistemas políticos. Este capital social puede y debe ser reconstruido.
NUESTRO FUTURO ESTÁ EN JUEGO
Sin una acción colectiva, el acoplamiento continuo del crecimiento del PIB y la destrucción del capital natural/ social daremos lugar a un mayor colapso económico. Es necesario reconocer las interdependencias entre los gobiernos, las empresas y la sociedad civil para construir un futuro pacífico, sostenible e inclusivo, en línea con los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de las Naciones Unidas y el Acuerdo Climático de París.
Por lo tanto nuestras organizaciones piden al G20 que:
1. Formar una comisión para el desarrollo de una economía de impacto positivo – Involucrar a representantes de sectores clave de la sociedad (incluidos líderes empresariales, políticos y la sociedad civil, etc.) para consultar a personas de todo el mundo. La comisión colaborará en:
● Proponer políticas concretas para lograr una economía regenerativa que apoye el bienestar de las personas y el planeta. Las políticas se considerarán parte de este enfoque pudiendo incluir el acceso universal a la salud y la educación y la presentación obligatoria de informes sobre el impacto social y ambiental para todos los gobiernos, empresas e inversores. ● Apoyar en la creación de principios de impacto generalmente aceptados y respaldar el desarrollo de estándares de contabilidad para empresas que incluyan la medición del impacto, permitiendo a los inversionistas aplicar métodos de análisis financiero y evaluación ponderados por impacto, mientras se valora adecuadamente el capital natural y social.
2. Crear Nuevas Formas Corporativas – Aprovechar el liderazgo de Colombia, Italia y 34 estados de los Estados Unidos para crear mecanismos en todos los países del G20 que permitan establecer sociedades comerciales de beneficio que deban, por definición, demostrar cómo están mejorando los intereses de las personas y del planeta más allá del lucro de corto plazo.
3. Liderazgo a largo plazo – Reunir a propietarios de activos a gran escala, administradores de activos, responsables políticos, líderes empresariales y la sociedad civil para crear reglas que apoyen un nuevo paradigma de riesgo, retorno e impacto para cada decisión de negocios e inversión. Esto redirigirá vastos flujos de dinero hacia inversiones responsables, sostenibles y de impacto, desplazando el capital hacia rendimientos de línea de triple impacto.
Nos hemos quedado sin tiempo para compromisos. Necesitamos acción ahora. El mundo está mirando – Sin liderazgo, tanto la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible (ODS) como el Acuerdo Climático de París están en riesgo. ¿Qué les diremos a nuestros hijos?
Esta coalición quiere trabajar con ustedes y agradecer sus esfuerzos. Esperamos remodelar el ADN de los negocios y la economía para el bienestar de las personas y el planeta.
ANEXO 1
Esta carta fue coordinada y apoyada por las siguientes organizaciones:
1. The B Team es un catalizador para el diálogo audaz, inspirando el liderazgo valeroso y la acción empresarial valiente hacia una economía más justa, más verde y más humana. El colectivo global de negocios y los líderes de la sociedad civil de The B Team están trabajando para construir un sector privado con propósito y demostrar que, con un propósito audaz, los negocios se convierten en una fuerza para el bien. The B Team fue cofundado por Sir Richard Branson y Jochen Zeitz, e incluye a los líderes Oliver Bäte, Marc Benioff, Sharan Burrow, Kathy Calvin, Bob Collymore, David Crane, Emmanuel Faber, Christiana Figueres, Mats Granryd, Arianna Huffington, Dra. Gro Harlem Brundtland, Dr. Mo Ibrahim, Yolanda Kakabadse, Isabelle Kocher, Guilherme Leal, Andrew Liveris, Indra Nooyi, Dr. Ngozi Okonjo-Iweala, François-Henri Pinault, Paul Polman, Mary Robinson, Ratan Tata, Hamdi Ulukaya, Zhang Yukaya y al profesor Muhammad Yunus.
2. B Lab es una organización sin fines de lucro que trabaja a nivel mundial con el objetivo de redefinir el sentido del éxito en los negocios (el ADN de los negocios): resolver problemas sociales, ambientales y de desarrollo a través de productos y servicios utilizando los negocios como una fuerza para el bien. Su visión es que un día todas las compañías compitan no solo para ser las mejores del mundo sino las mejores para el mundo (Best for the World®) y para que, como resultado, la sociedad disfrute de una prosperidad más compartida y duradera. Las empresas están certificadas como Empresas B y cambian sus estatutos.
3. GSG (The Global Steering Group for Impact Investment) es un grupo directivo global independiente que cataliza la inversión de impacto y el espíritu empresarial para beneficiar a las personas y al planeta. El GSG se estableció en agosto de 2015 como el sucesor y la incorporación del trabajo del Grupo de trabajo de inversión de impacto social establecido bajo la presidencia del Reino Unido en el G8. El GSG tiene actualmente 21 países miembros más la UE, así como observadores activos de las principales organizaciones de la red. Presidido por Sir Ronald Cohen, el GSG reúne a líderes del mundo de las finanzas, los negocios y la filantropía. El objetivo es que el impacto medible se adopte como un impulsor deliberado en cada inversión y decisión empresarial que afecte a las personas y al planeta, y la misión que apoya a la institución es aprovechar la energía detrás de la inversión de impacto para generar impacto a escala y provocar un movimiento en todo el mundo.
4. Sistema B aspira a “redefinir el sentido del éxito en la economía”. Una economía que pueda crear valor para nuestra civilización y nuestro planeta simultáneamente promoviendo formas de organización económica que se midan por el bienestar de las personas, las sociedades y la naturaleza. Desde su creación en abril de 2012, en América Latina hay 10 Sistema B Nacionales que incluyen 10 comunidades B locales, más de 1100 profesores universitarios que enseñan un modelo de negocio de triple impacto, aproximadamente 300,000 participantes a festivales sobre economía de impacto, una legislación de Sociedades de Beneficio de Interés Colectivo (Ley BIC) aprobada en Colombia y discutida como proyecto de ley en cuatro parlamentos nacionales. Más de 460 Empresas B lideran el ejemplo a través de los negocios y, juntas, representan más de 5 mil millones de dólares en ingresos anuales.
Apoyada por:
5. Wellbeing Economy Alliance (WEAll), es un movimiento amplio que apunta a lograr una transformación del sistema económico, de la sociedad y de las instituciones para que todos prioricemos el bienestar compartido en un planeta sano. Establecido en la primavera de 2018, el esfuerzo de WEAll busca catalizar el cambio de sistema a través de tres esferas: amplificando nuevas narrativas; trabajando con otros para impulsar una reforma estructural; y cultivando disruptores positivos. WEAll es un movimiento, no un cuerpo representativo. Con más de 40 organizaciones afiliadas en todo el mundo y un crecimiento diario, su membresía incluye una variedad sin precedentes de enfoques, opiniones y experiencia. El equipo de amplificación de WEAll se enorgullece de apoyar esta iniciativa encabezada por algunos de esos miembros, pero al hacerlo no actúa en nombre de todos sus miembros.
Sobre Sistema B: aspira a “redefinir el sentido del éxito en la economía”. Una economía que pueda crear valor para nuestra civilización y nuestro planeta simultáneamente promoviendo formas de organización económica que se midan por el bienestar de las personas, las sociedades y la naturaleza. Desde su creación en abril de 2012, en América Latina hay 10 Sistema B Nacionales que incluyen 10 comunidades B locales, más de 1100 profesores universitarios que enseñan un modelo de negocio de triple impacto, aproximadamente 300,000 participantes a festivales sobre economía de impacto, una legislación de Sociedades de Beneficio de Interés Colectivo (Ley BIC) aprobada en Colombia y discutida como proyecto de ley en cuatro parlamentos nacionales. Más de 460 Empresas B lideran el ejemplo a través de los negocios y, juntas, representan más de 5 mil millones de dólares en ingresos anuales.
Print Friendly, PDF & Email

Mirá también

Johnnie Walker se vuelve Jane y ahora es una mujer la que enarbola el Keep Walking

El famoso ícono del whisky que representa a un hombre que camina adopta un formato …

Deja un comentario