Greenpeace le pide a Lego que rompa su alianza con la petrolera Shell

Greenpeace lanzó hoy una campaña global para pedirle a Lego, la compañía de juguetes más grande del mundo, que disuelva su sociedad comercial con Shell. La empresa petrolera lleva adelante sus planes de perforar en el Ártico en búsqueda de crudo, a costa de poner en riesgo un ecosistema vital para el planeta.

SHELL

“Al asociarse con Shell, Lego está poniendo las ganancias por encima de su compromiso con el medioambiente y del futuro de los niños”, explicó Mauro Fernández, coordinador de la campaña de Clima y Energía de Greenpeace en Argentina. «Lego debe romper en forma inmediata sus acuerdos con la petrolera para demostrar su compromiso con un futuro sostenible».

Desde 2012, el Programa de Perforación del Ártico de Shell ha enfrentado fuertes críticas de las ONG ambientalistas. En ese mismo período fueron vendidos o regalados en las estaciones de servicios de la marca más de 16 millones de sets Lego-Shell en 26 países, incluido Argentina, una importante contribución a las ventas a nivel global de Lego.

Shell evaluó que el acuerdo con Lego le generó ganancias por un equivalente a 116 millones de dólares de inversión en relaciones públicas y que la empresa logró un incremento en las ventas globales del 7,5% durante la promoción. Lego, a su vez, informó a Greenpeace que renovó su acuerdo con la compañía petrolera para este año.

Greenpeace pide a Lego que abandone este acuerdo comercial, ya que la petrolera está amenazando el Ártico y advierte que está utilizando la buena imagen de Lego para intentar neutralizar la controversia sobre el impacto ambiental de la búsqueda de petróleo en el Ártico.

La campaña ambientalista comenzó esta mañana con una protesta en el parque temático de Legoland ubicado en las afueras de Londres, Inglaterra, protagonizada por muñecos miniatura de Lego, que reclamaron en contra del acuerdo que su propia empresa mantiene con Shell.

“La única razón por la que Shell puede acceder al petróleo del Ártico es porque el calentamiento global del que es en parte responsable, está derritiendo el hielo”, señaló Fernández.-“El cambio climático es una amenaza para el futuro de los niños del mundo, pero Shell intenta manipular la imagen de Lego para esconder su responsabilidad; está utilizando a los juguetes para desviar la atención de sus peligrosos planes para el Polo Norte. Lego puede reaccionar a tiempo y pronunciarse a favor de la protección del Ártico y de los niños abandonando a Shell para siempre”, finalizó el ecologista.

Más de 5 millones de personas ya firmaron como “Defensores del Ártico” por la creación de un santuario en el área; se puede sumar la adhesión en www.legosinshell.org

Print Friendly, PDF & Email

Mirá también

El pedido de Greenpeace a Sprite que se hizo viral en 24 horas

La producción, una parodia de un típico comercial de la marca, obtuvo alcance masivo en …

Deja un comentario